viernes, diciembre 04, 2009

Jugar al rol


A petición de una amiga, vamos con una explicación básica, básica, básica. Los frikis del lugar (como un servidor) ya sabréis de que va esto, así que...

¿Qué es un juego de rol, y cómo se juega?

Un juego de rol se basa en la interpretación de un personaje, durante un rato actúas y reaccionas como crees que lo haría ese personaje, a través del diálogo, ante las situaciones que te presenta el director de juego. Y divirtiéndote en el proceso. Simple, ¿no?

La forma habitual de jugar suele ser sentándose alrededor de una mesa, con el Director de Juego presidiendo, para tener más fácil acceso al resto de los jugadores. Este DJ es el que se encargará de describir a los jugadores lo que sus PJs (Personajes Jugadores) perciben del mundo que les rodea, las acciones de los PNJs (Personajes No Jugadores, controlados por el DJ), aplicar las reglas del juego, llevar la trama y en general, impulsar el avance de la partida.



Esto no quiere decir que el DJ o máster sean enemigos, ni siquiera adversarios. El grupo de jugadores representa a los protagonistas de la historia, que colaboran para llevar a puerto alguna misión u objetivo, y el DJ es el director de escena que les provee de los medios para que esto sea posible, amén de preparar los obstáculos que se encontrarán en su camino, que, en el fondo, es parte de lo que lo hace tan divertido.

Los jugadores y el DJ se encargan de crear conjuntamente una experiencia narrativa compartida, en la cual no hay ganadores ni perdedores, es decir, todo el mundo "gana" al haber pasado un rato divertido, y haber vivido esa experiencia, haber contado esa historia... aunque tu personaje haya muerto o el grupo haya fracasado a la hora de evitar que el demonio Gusinfrón se haga con el control del mundo...

¿Qué temática tiene un juego de rol?

Para gustos, colores. La afición empezó como una evolución de los juegos de estrategia, y con una temática de espada y brujería, con el Dungeons & Dragons, pero desde aquellos locos años 70 del siglo pasado ha llovido mucho y los juegos han crecido como setas. Ciencia ficción, misterio, terror, fantasía moderna, superhéroes, piratas, samurais, dibujos animados... la lista es vasta y amplia.

Hay juegos basados en conocidas sagas de ciencia ficción, como Star Wars, que mezclan el cyberpunk y la fantasía, como Shadowrun, juegos en los que interpretar a una criatura de la noche, como Vampiro, o en que ser un personaje de dibujo animado, como Toon. ¿El misterio y el terror te tiran más? Pues... ¿por qué no probar juegos como Kult, la Llamada de Chtulhu, y similares?

Es cuestión de buscar las preferencias de uno, y encontrar un juego en consecuencia.

¿Cómo empiezo a jugar?

La respuesta simple es: reuniendo un grupo de gente y empezando. ¿Cómo? Bueno, eso ya depende de ti...

Puedes reunirte con tu grupo de amigos y preparar una partida, o buscarla por internet, o en una tienda de juegos... soluciones hay si las quieres encontrar.

Sólo recuerda que estás en esto por diversión, y que ante ti esperan la aventura, el drama, los reveses del destino... y si perseveras... ¡El triunfo!

Cualquier duda podéis dejarla en los comentarios, si queréis saber algo más concreto.

Que el Kaos os acompañe ;)

6 comentarios:

Livia dijo...

uf, si hago preguntas aquí el comentario sería eterno XD así que supongo que todas las dudas se despejarían si alguien (no miro a nadie ¬¬) montara un partida y pudiera vivirlo en lugar de preguntarlo XD
¡¡qué majo!! jijiji

katakraos dijo...

Es más fácil contestar preguntas que averiguar las dudas de otra persona XD

Shiven dijo...

Buá, yo recuerdo cuando empezé, que no usabamos ningun juego y tirabamos un D20 para todo y con 15 o mas lo hacías xD

Lograi el Luciérnago dijo...

Ains... 16 años llevo metido ya en esto... aunque últimamente lo he dejado un poco de lado...
Eso sí, una cosa está clara: Engancha.

Jenophonte dijo...

Y ya que comenzamos a navegar por las disciplinas de la narración ¿realmente no consideras el juego de rol como una novísima herramienta narrativa?m

Munchkins aparte, me parece una forma de creación de historias, cuando menos, altamente gratificante.

Tiene sus características - escasas o nulas relecturas, requiere de varias personas, se reescribe cada vez que se juega - pero tambien tiene un nivel de inmersión muy superior al de otros medios: el mismo que se sumerge en el colabora en su creación.

katakraos dijo...

Hombre, por supuesto que la considero una herramienta de narración, llevo años metido en el tema, y lo es, sin ninguna duda.